El único freno de la mujer es el de su bici

 

Rodada de Altura.

            

Es una rodada a nivel mundial donde participan más de 30 ciudades de la República Mexicana, 8 ciudades Latinoamericanas (México, Colombia, Venezuela, El Salvador, Ecuador, Chile, Argentina y Uruguay) 

 Surge en 2011 a partir de la iniciativa de Mujeres en Bici A.C. en el Distrito Federal, es un proyecto orgullosamente Mexicano. 

Se realiza en el marco de la conmemoración del 8 de Marzo, Día Internacional de la Mujer.

 

El nombre de rodada de altura hace referencia a los tacones, para mostrar que la bici es un medio tan amigable, que no necesitas un atuendo especial para usar la bici, para dejar de verla sólo como un deporte o de forma recreativa, sino darnos cuenta que también nos transporta y bien podemos ir al trabajo o a la escuela en bici.

 

LOS PROPÓSITOS DE ESTA RODADA SON:

Promover, recordar y fortalecer los valores de respeto hacia la mujer a través de una manifestación pacífica y simbólica.

Incentivar el uso de la bicicleta como un medio de transporte eficiente, sustentable y divertido, sino como un recurso de empoderamiento de las mujeres, ya que les brinda independencia y les permite hacerse  visibles y presentes en las calles y espacios públicos.

 

MORELOS Y LA RODADA DE ALTURA

Cuernavaca se suma a este movimiento desde 2012  y desde entonces se gesta la semilla que daría forma a “Intrépidas”, actuales impulsoras de este evento en la ciudad.

En cada emisión, el número de mujeres participantes ha ido incrementando con grandes resultados, el primer año fuimos 10 y en 2016 más de 250 mujeres.

 

 

RODADA DE ALTURA 2017

Intrépidas tiene como objetivo para 2017 aumentar al doble el número de participantes en la Rodada de Altura. Queremos que más mujeres y hombres conozcan este proyecto y se sumen a él.

Pero ahora no sólo será en Cuernavaca, sino en otros municipios del Estado, Temixco, Xochitepec, Emiliano Zapata, Ayala y Tetela d

Deseamos que ésta rodada sea el parteaguas para impulsar a que las mujeres que no usan la bici frecuentemente se animen a rodar y a retomar los espacios públicos, haciéndolos más seguros, que las mujeres se sienta empoderadas y vean que no hay límites, ni obstáculos para alcanzar lo que se proponen, fortalecernos entre colectivos y mujeres. a la vez que mejorar la salud y contribuir con calles más limpias y con menos emisiones de coches.

                   

Beneficiando así no sólo las mujeres sino también a los hombres y a la sociedad en general para sentirnos libres y confiados de andar por las calles, en un ambiente de respeto y cordialidad tanto en el tránsito como en nuestro entorno.